El jazz-rock de Jean Luc Ponty seduce este miércoles en el Fernán Gómez

El jazz-rock de Jean Luc Ponty seduce este miércoles en el Fernán Gómez

El violinista francés sigue trascendiendo con su banda las fronteras del jazz

JAZZMADRID acoge en la misma jornada, pero en el auditorio de Conde Duque, a las 19:30 h., un recital a piano solo de Uri Caine


 

Uri Caine es uno de los músicos más relevantes de ese colectivo de agitadores culturales que, con John Zorn a la cabeza, puso hace treinta años el Downtown neoyorquino en la geografía del jazz. Explicar el itinerario seguido por cualquiera de los personajes que conforman tan pintoresco grupo no es sencillo; les caracteriza una capacidad de trabajo estajanovista, además de una multiplicidad de proyectos que dificulta  el rigor organizativo que precisa cualquier información. El caso de Uri Caine no es diferente.

La aproximación a los clásicos

Digamos, de cualquier modo, que hace años que uno de sus proyectos estrella radica en el acercamiento que, periódicamente, realiza a la obra de compositores tan regios en la historia de la música occidental como Mozart, Mahler, Shuman o Bach. Al mismo tiempo, Caine trabaja en diferentes formatos eléctricos que no siempre satisfacen las expectativas de sus seguidores, más inclinados por sus veleidades acústicas, ya estén éstas acompañadas por su ensemble, ya se desarrollen en solitario con su piano. Esta tarde, en Conde Duque, Uri Caine comparece en este último formato.

El detalle permitirá disfrutar a pleno rendimiento de la inspiración de un músico que se formó con el westcoaster francés Bernard Peiffer, para, después, estudiar composición musical con George Crumb y George Rochberg en la Universidad de Pensilvania, la ciudad en la que Caine nació hace 61 años. Allí tuvo ocasión de cruzar impresiones musicales con músicos de la solera de Joe Henderson y Philly Joe Jones, para, más tarde -establecido en Nueva York-, hacerlo con Don Byron, Arto Lindsay y Dave Douglas, a cuyas formaciones sigue, por cierto, adscrito a menudo.

Jean Luc Ponty en Fernán Gómez

Todo fue fácil para este pionero de la electrificación del violín; nació en la localidad francesa de Avranches, en el seno de una familia de músicos hace 75 años, y fue su padre quien le enseñó a tocar el violín, mientras su madre hacía lo propio con el piano. El talento y la creatividad eran, sin embargo, enteramente suyos, como hizo patente alzándose con el Premier Prix en su graduación en el conservatorio de París.

El descubrimiento del jazz

Entusiasmado, Ponty frecuentó durante tres años una de las orquestas sinfónicas más importantes de París, y empezó a tocar el clarinete en una banda de jazz. Ese detalle, complementado con la escucha sistemática de los discos de Miles Davis, Clifford Brown y Coltrane, y, finalmente, el contacto con Stephan Grappelli, fueron los responsables de que ya no hubiese retorno para el músico: hizo opción por el jazz para siempre.

Nuevos enfoques para su música

Después de pasar por los grupos de Frank Zappa, por la Mahavishnu Orchestra, después de vivir sucesivas reencarnaciones de sus bandas en las últimas décadas, Ponty no deja de dar nuevos enfoques a su música, y, tras la experiencia reciente del trío formado con Stan Clarke y Bireli Lagrene, llega ahora dispuesto a darlo todo junto a su banda.

Música que cultiva y pone al día el gran legado del jazz-rock de los años 70, y en la que, por encima de todo, los aficionados valoran la sonoridad de su violín. Un instrumento que, electrificado, transporta más allá de los límites del jazz y que, en sus manos, crece y crece sin que sea fácil vislumbrar el final de su arte.

Utilizamos cookies propias para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información en Política de Cookies.
Top

Login


Create an Account!
Forgot Password?

Create an Account!


Usuario
Want to Login?

Forgot Password?